FAMMA celebra que la UCM haya rectificado y reanude el servicio de traslado para alumnos con discapacidad

Categories Noticias COCEMFE

En la imagen, logotipo de FAMMA COCEMFE MadridFAMMA COCEMFE Madrid celebra que la Universidad Complutense de Madrid (UCM), ante la presión ejercida desde los distintos medios de comunicación y desde el tejido asociativo de la discapacidad, haya decidido reanudar el servicio de  acompañamiento dirigido a los alumnos con discapacidad, después de haberlo suspendido a finales de abril, tras casi ocho años en funcionamiento, escudándose en motivos legales.

A juicio de la Federación, el modo de proceder de los responsables de la Complutense fue “lamentable”, puesto que dejaron “tirados” a los alumnos con discapacidades más severas a final de curso, haciéndoles llegar una carta impersonal firmada por la vicerrectora de Atención a la Comunidad Universitaria, Cristina Velázquez (una semana después de cancelarse el programa), en la que se indicaba que el servicio se había suspendido “en aras de la seguridad jurídica”, para analizar si el convenio que regulaba la prestación del servicio se “ajustaba” a la legalidad (tras estar en funcionamiento desde 2005). Por ello, los alumnos usuarios de este programa, que eran acompañados diariamente desde su casa a la facultad y viceversa por becarios de la Complutense, estuvieron prácticamente un mes “abandonados” en plena recta final de curso, teniendo, en algunos casos, que disponer de un taxi para poder desplazarse al Campus, con los desembolsos económicos que ello supuso para los afectados y sus familias.

Asimismo, FAMMA-Cocemfe Madrid desea reiterar que la UCM, que acusa una alta deuda fruto de su mala gestión económica (cerró el año 2012 con 150 millones de euros de deuda) es pionera en la destrucción de servicios y programas destinados a alumnos del colectivo, ya que a finales del pasado año también decidió suspender el servicio de apoyo sociosanitario para estudiantes con discapacidad, en medio de fuertes críticas de los alumnos y del tejido asociativo de la discapacidad que fueron desoídas durante meses.

Sólo tras la fuertes críticas que desató la decisión de la UCM de suspender el citado servicio de traslado (el 23 de abril), recogidas en distintos medios de comunicación, la Complutense decidió dar marcha atrás en su empeño de efectuar recortes por doquier en donde más daño hacen (en un programa cuyo coste no supera los 4.000 euros al año) para “limpiar su imagen pública”. Precisamente, ayer, día 21 de mayo, fuentes de la UCM indicaron que el servicio se había “reanudado” y que se prestaba “con normalidad”. Cabe resaltar, además, que la Complutense tiene un presupuesto anual asignado para 2013 de 516.095.032,89 euros, por lo que programas como el de traslado y acompañamiento o el de apoyo sociosanitario suponen una mínima parte de sus gastos.

Por último, el presidente de FAMMA-Cocemfe Madrid, Javier Font, asegura que “no es la primera vez que la UCM engaña al colectivo” por tanto “estaremos muy pendientes de cómo se desarrolla este servicio para denunciar cualquier incumplimiento o cualquier medida que adopte la Complutense y que afecte a su dignidad”.

Comparte esta información

Comentarios no permitidos.