La Asociación Regional Murciana de Hemofilia enseña a 64 niños y niñas con hemofilia a tener una vida autónoma

Categories Noticias COCEMFE

La Asociación Regional Murciana de Hemofilia ha desarrollado durante el año 2016 el proyecto “Fomento de la Vida Autónoma y Mejora de la Calidad de Vida de Niños con Hemofilia”, con el que ha proporcionado formación a  niños y niñas con hemofilia para su autonomía e independencia  familiar y hospitalaria y para la prevención de lesiones musculo-esqueléticas, beneficiando a 64 niños de la Región de Murcia y de diferentes provincias españolas como Almería, Madrid, Pontevedra y Zaragoza, entre otras.

Este proyecto se ejecuta gracias a la subvención de 17.000 euros procedente del 0,7% del IRPF del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad gestionado por COCEMFE. La Confederación gestiona esta subvención para que sus entidades miembros puedan financiar sus proyectos prioritarios, al tiempo que les proporciona asesoramiento y realiza el seguimiento durante la elaboración, ejecución y justificación de los mismos. En este caso, el proyecto se enmarca en el Programa de COCEMFE de Apoyo a la Autonomía Personal y la Vida Independiente.

El proyecto dirigido a un grupo de niños y niñas con discapacidad tiene por objetivo formar a la infancia con hemofilia para que aprenda a manejarse y desenvolverse de forma autónoma, posibilitando su independencia a nivel familiar y hospitalario, así como prevenir lesiones musculo-esqueléticas a través de un correcto tratamiento fisioterápico y una buena información y formación a padres.

La formación se realiza en formato de albergue/campamento, con el objetivo fundamental de que aprendan la técnica de autotratamiento, es decir que aprendan a inyectarse ellos mismos la medicación que precisan y que conozcan sus limitaciones para prevenir futuros problemas físicos. En el desarrollo se llevan a cabo actividades de educación para la salud y de apoyo, a través de talleres teórico-prácticos (médicos, enfermería, psicosociales y fisioterápicos) en pequeños grupos, actividades deportivas adaptadas a su discapacidad, actividades lúdicas y de participación entre iguales. En cuanto al tratamiento fisioterápico es personalizado e individualizado en los casos que se haya producido un proceso hemorrágico, dando al mismo tiempo información y formación a niños y padres sobre ejercicios de mantenimiento y fortalecimiento.

Proyectos como éste se desarrollan gracias a la solidaridad de los contribuyentes que cada año marcan en su declaración de la renta la casilla de Actividades de Interés general consideradas de interés social.

 

Comparte esta información

Comentarios no permitidos.