150 personas con discapacidad disfrutarán de actividades lúdicas y culturales adaptadas

Sánchez de la Nieta y Perea en el momento de la entrega del cheque

Cocemfe Oretania Ciudad Real ha recibido esta semana 6.000 euros de la Obra Social “la Caixa” para financiar el proyecto ‘Desarrollo de actividades lúdicas y culturales adaptadas a personas con discapacidad’, con el que se pretende beneficiar a 150 personas con discapacidad.
El director de la oficina de Caixabank en Daimiel, Juan Perea, entregó en nombre de la entidad el cheque que certifica esta colaboración, manifestando que con este gesto la entidad bancaria “quiere devolver la confianza que nuestros clientes depositan en nosotros, ya que sin ellos sería imposible que la obra social fuera una realidad, y lo hacemos con colectivos como las personas con discapacidad, concretamente en este caso Cocemfe Oretania Ciudad Real, que tiene sede en la localidad daimieleña”.
Por su parte, el presidente de Cocemfe Oretania Ciudad Real, Eloy Sánchez de la Nieta, agradeció la confianza, implicación y constante colaboración de la obra social de “la Caixa”, “siempre atenta” a un colectivo que, en este caso necesita de un programa de ocio ajustado a sus necesidades, especialmente en materia de transporte y accesibilidad.
En este sentido, denunció que “actualmente encontramos una inexistencia de actividades de ocio alternativo que atienda y cuente con las características de las personas con discapacidad física, especialmente aquellas que poseen movilidad reducida”.
La organización ha constatado que Ciudad Real posee numerosas barreras arquitectónicas y una ausencia de transporte y equipamientos adaptados para el acceso y participación de las personas con discapacidad en actividades de ocio. Circunstancias que se agravan si se tienen en cuenta el escaso poder adquisitivo del colectivo. “Esta situación contribuye a que las personas con discapacidad se sientan discriminadas”, añadió.
Asimismo, Sánchez de la Nieta animó a participar al colectivo desde una doble perspectiva: por un lado, concienciará sobre la necesidad de un modelo de ocio inclusivo y turismo para todas las personas y por otro, se promoverá la autonomía de las personas con discapacidad, ofreciéndoles rutas que podrán ser elegidas y diseñadas por ellas mismas.

Noticias Relacionadas