COCEMFE Castelló abre un nuevo centro de rehabilitación

Imagen promocional del nuevo centro de cocemfe castellon

COCEMFE Castelló, entidad perteneciente a COCEMFE, ha abierto un nuevo centro de rehabilitación, que está formado por un equipo multidisciplinar y tiene como objetivo dar servicio a las personas con discapacidad de la provincia de Castellón.

Se trata de un servicio subvencionado por la convocatoria del IRPF de 2020 para ejecutar en el 2021 de la “Conselleria de Igualtat i Polítiques Inclusive” de la Comunidad Valenciana. Consta de Neuropsicología, Terapeuta Ocupacional y Fisioterapia y pretende prestar un servicio de atención integral a la población con discapacidad de la provincia de Castellón que mejore su bienestar y su calidad de vida a través del aumento de la autonomía personal e independencia.

En concreto, la persona fisioterapeuta evalúa, orienta e intervine para mejorar la movilidad general o específica de la persona con discapacidad que conlleve una alteración motriz o psicomotriz. Por ejemplo, se interviene en las alteraciones del tono muscular, disminuir el dolor, trabajar el equilibrio/coordinación, reentrenar la capacidad de bipedestación y deambulación, mejorar la sensibilidad, así como, asesoramiento en ortesis y generalización en su entorno. El tratamiento es global y se asesora a las familias/personas tutoras sobre el manejo adecuado de la persona usuaria tanto en sala como en entorno de la persona.

La persona neuropsicóloga valora con la finalidad de conocer el perfil cognitivo de la persona detectando y cuantificando las diferentes capacidades. En función de las características de cada individuo selecciona el tipo de intervención entre rehabilitación neuropsicológica, que tiene como objetivo optimizar la recuperación de las funciones cognitivas afectadas, así como facilitar estrategias que permitan compensar los déficits, o estimulación cognitiva, encaminada a estimular las funciones no desarrolladas y preservar aquellas no deterioradas, con el objetivo de aumentar o mantener la autonomía de la persona durante el máximo tiempo posible.

Por último, la persona terapeuta ocupacional evalúa las capacidades y dificultades (físicas, cognitivas, sensoriales y sociales) de la persona para desempeñar las actividades cotidianas, y pretende capacitarla para alcanzar el mayor grado de autonomía posible en su vida diaria. Para ello, valora el entorno, las necesidades y las limitaciones que tiene la persona para realizar las tareas, las reentrena y, si es necesario, asesora sobre productos de apoyo para facilitar dicho desempeño. Asimismo, la terapia ocupacional infantil pretende mejorar las habilidades motoras finas, gruesas y la planificación motora, además de los problemas de autorregulación y procesamiento sensorial, incluidas dificultades en alimentación. Todo lo anterior tiene la finalidad de dotar a las personas y sus familias de las herramientas necesarias para poder alcanzar la realización de las actividades cotidianas como, por ejemplo, atarse los zapatos, utilizar correctamente el lápiz/las tijeras, comer de forma autónoma, coger el autobús y hacer la compra, entre otras.

Noticias Relacionadas